Noticias

Gobierno se reúne con adultos mayores para informar sobre la Reforma de Pensiones

  • En la Casa de Encuentro del Adulto Mayor, las autoridades de Gobierno se reunieron para dar a conocer e informar sobre la nueva Reforma de Pensiones, la cual de aprobarse en el Congreso beneficiará de manera inmediata a mas de 36 mil pensionados y pensionadas a nivel regional.

Arica, 9 de noviembre de 2022.- Con el fin de informar a la comunidad, especialmente a adultos mayores, quienes se verán inmediatamente beneficiados de ser aprobado el proyecto de ley para reformar el sistema de pensiones, el cual fue presentado por el Presidente de la República, Gabriel Boric. La Seremi del Trabajo y Previsión Social, Jennifer Lazo Vergara, junto al Seremi de Gobierno Nicolás González realizaron un conversatorio con adultos mayores pertenecientes a Senama.

El Delegado Presidencial Regional, Ricardo Sanzana Oteíza, sostuvo que “Como Gobierno asumimos avanzar decididamente en lograr mejores pensiones para todos y todas. Es un compromiso con todas las personas y, en especial, de nuestros adultos mayores, quienes han trabajado toda su vida y sabemos lo que les cuesta llegar a fin de mes. Con esta reforma, verán incrementada su pensión desde el día uno, se reconocerá el esfuerzo individual, podrán mejorar su calidad de vida y lo principal, que garantizará mejores pensiones por medio de un sistema mixto (público/privado) en el que todos podrán optar con libertad sobre qué entidades invertirá sus ahorros previsionales. Sabemos que han esperado mucho tiempo por un sistema que no castigue el esfuerzo y a las familias chilenas; han pasado más de 15 años y no ha habido una respuesta a un problema que daña el corazón de todas las personas”.

La actividad que se realizó en la Casa de Encuentro del Adulto Mayor se centró en dar a conocer los principales objetivos de la reforma, la cual destaca mejorar las pensiones actuales y futuras, valorar el trabajo personal, fortalecer la libertad de elección de los afiliados, crear un sistema mixto, incorporar el aporte de los empleadores y dejar atrás el sistema extremo que se ha mantenido en el país en los últimos 40 años.

En esa línea, la Seremi del Trabajo y Previsión Social, Jennifer Lazo Vergara sostuvo que “Para nosotros es muy importante poder reunirnos con diferentes sectores y dar el pie inicial de todas las actividades informativas que realizaremos con nuestros adultos mayores. Queremos ser enfáticos que esta reforma es impostergable ya que con esto podremos lograr sacarnos del extremo que hemos estado por 40 años, donde los trabajadores y trabajadoras han tenido que asumir riesgos del envejecimiento de manera individual, es por esto que con esta nueva reforma podremos mejorar sustancialmente las pensiones de los actuales jubilados y de las próximas generaciones”.

Por su parte, el Seremi de Gobierno, Nicolás González, explicó que la reforma impulsada por el gobierno no parte desde cero “Esta reforma nace desde las necesidades y peticiones de las personas, con diálogos que nos permitieron dar forma a lo que hoy se está tramitando en el congreso. Además, es importante destacar que el 83% de los países desarrollados que están en la OCDE tienen sistemas mixtos, como el que hoy estamos proponiendo, y se basan en tres pilares fundamentales: el aporte individual de cada uno de los trabajadores; un aporte del estado –en este caso la PGU- y un pilar de seguridad social que lo darán los empleadores –el 6% de ahorro-. A través de este sistema mixto que actualmente funciona en otros países, es que dejaremos atrás el extremo de las AFP, un sistema privado y desigual, que no ha cumplido con las expectativas y requerimientos de las personas, ni con el objetivo principal de un sistema de pensiones -entregar pensiones dignas-”.

Contenidos de la reforma

La reforma propuesta por el Gobierno del Presidente Boric contempla los siguientes tres ejes:

1.Fortalecimiento de la PGU:

Con el objetivo de prevenir el riesgo de pobreza en las y los adultos mayores de 65 años y más, actuales y futuros, fortaleceremos el Pilar no Contributivo a través del aumento gradual de la Pensión Garantizada Universal (PGU) a $250 mil, desde los $194 mil actuales. El proyecto de ley prioriza en este incremento a los beneficiarios de menores pensiones.

Asimismo, se incorpora a pensionados que hasta ahora han estado excluidos del sistema de pensiones no contributivas, como son aquellos sujetos a leyes de reparación y gracia (exonerados, Valech y Rettig). 

Cabe destacar, que en nuestra región hay 36.687 pensionados y pensionadas, los cuales de aprobada la ley todas y todos se verán beneficiados/as en el aumento de sus pensiones. Además, en octubre, las Pensiones Garantizadas Universal (PGU) concedidas a nivel nacional suman 1.865.000, de las cuales 22.500 corresponde a la Región de Arica y Parinacota.

2.Nueva cotización de los empleadores y creación del Seguro Social:

Con la finalidad de mejorar las pensiones de actuales y futuros jubilados, considerando elementos de esfuerzo individual, social y de equidad de género para, con ello, contribuir a mantener el nivel de vida de las personas en la vejez, la reforma establece una nueva cotización. Esta será de cargo de los empleadores y, para acotar el efecto en el mercado laboral, se implementará de forma gradual hasta completar un 6% de la renta imponible: un punto porcentual por año. 

3.Fin al modelo de las AFP: Reorganización de la industria en el Pilar Contributivo

Con el objetivo de mejorar la eficiencia del Pilar Contributivo y elevar las pensiones, se propone una reorganización de la industria previsional, lo que disminuirá los costos al bajar las comisiones de los afiliados, permitirá aprovechar las economías de escala en beneficio de los afiliados y generar más competencia en la gestión financiera.

La propuesta, que considera el término del modelo de AFP, contempla la creación de un Inversor de Pensiones Público y Autónomo (IPPA) y permitirá la creación de Inversores de Pensiones Privados (IPP). La nueva entidad pública, el IPPA, gestionará de forma exclusiva el Seguro Social, al que se destinarán los aportes del 6% que haga el empleador, y competirá con los inversores privados, los IPP, por la administración de la cotización del 10,5% del trabajador. 

El Instituto de Previsión Social (IPS) pasará a ser el Administrador de Pensiones Autónomo (APA) y concentrará las actividades de soporte. Se fortalecerá su autonomía, potenciando su gobierno corporativo.